Más de 30 fallecidos por incendios en Portugal.

El día 15 de octubre será recordado en Portugal como el peor día del año por el elevado número de incendios forestales.  

Tomado de Granma

18/10/2017

Al menos 32 personas murieron y otras siete permanecen desaparecidas a causa de los incendios que afectan al centro y norte de Portugal, según confirmó ayer la Autoridad Nacional de Protección Civil a la agencia de noticias EFE.

Los heridos se elevan a 56, y de entre ellos, 16 fueron reportados como graves. Se confirmaron más de 500 focos incendiarios, carreteras y autopistas obstruidas y varias comunidades tuvieron que ser evacuadas por las llamas, que se expanden con temperaturas superiores a los 30 grados centígrados; los fuertes vientos las propagan e intensifican.

De hecho, y según un reporte del periódico español El País, los 524 incendios que empezaron, a medianoche, el pasado domingo, este lunes continuaban activos más de una treintena de ellos.

No obstante, y según declaró la directora de Protección Civil, Patricia Gaspar: «todos los medios que dispone el país trabajan para la extinción», la cual no se espera ocurra antes del martes debido a que todo el centro y el norte del territorio que limita al este y al norte con España sigue en alerta roja.

Los fuegos más graves se agrupan en el centro, en las sierras que rodean a Coimbra, donde viven aproximadamente 134 000 habitantes.

Además, la oleada de incendios se extiende hacia Valença, Sertã, Viana do Castelo, Braga, Viseu y Monção, regiones donde 17 bomberos y seis civiles sufrieron quemaduras durante las labores de extinción de los siniestros.

También el gobierno de Portugal decretó tres días de luto nacional por las víctimas.